Charly Barc: "Los chistes machistas ya no causan risa"


Un nuevo contexto social mas amigable con minorías, colectividades y viejos clichés machistas han modificado el oficio del actor, sobre todo de aquel que busca hacer reír. En ese marco, los comediantes debieron no sólo modificar sus guiones, sino establecer un nuevo código para el humor. Tal fue el caso de Charly Barc, quien prefiere autodefinirse en términos mas autóctonos como "filósofo urbano". Pasen y vean el detrás de escena de los monologuistas en zapatillas y la mutación de sus libretos ante un nuevo humor social.


Charly Barc es cultor de lo que define como "personal stand up", un subgénero dentro del stand up tradicional en el cual el actor se mira a sí mismo y teatraliza situaciones tragicómicas de su vida cotidiana. Tras haberse presentado con mucho éxito ayer en Paseo La Plaza, comentó a la prensa: "Nunca titubeamos tanto con mi libretista a la hora de definir un guión"-


"El público ni siquiera fuerza la sonrisa cuando le hace ruido algo de lo que estás contando en el escenario", añadió.


Según su visión, "los chistes machistas ya no causan gracia"


"El público ha mutado o, mejor dicho, ha cambiado su sentido del humor".


"Hay chistes que se reservan para el ámbito privado, es decir que son admisibles en un chat cerrado. Pero la realidad es que aún aquello que pudiera hacer gracia, incomoda al espectador que comparte la sala con un auditorio diverso
", reflexionó.


"Hoy, puedo asegurar que los chistes machistas ya no causan gracia. Tampoco los chistes racistas. Hay una sociedad que ya no se ríe de ciertas cosas y, nuestra profesión debe acompañar esa evolución".

0 comentarios:

Publicar un comentario